Haití

Los cruceros siguen llegando a Haití, que según un imbécil ha sido castigado por hacer un pacto con el diablo. Otro religioso se ha sumado al festín de los horrores espiritualesReligión y política, el vudú y el poder. En esta zona de sombras no puede faltar, por supuesto, la teoría demente de la conspiración.

¿”Yankees go home” en Haití?
¿Antiamericanismo? ¿Haití, revancha de Washington?

Se ha creado un oscuro vacío en medio del Caribe que todos tratan de explotar de alguna forma: el régimen de La Habana enviando demagógicamente, como siempre, a un ejército de galenos esclavos, Brasil imponiendo una presencia militar de cascos azules, Venezuela vendiendo la falsa imagen de gobierno dadivoso… Al final, ya es usual, serán los Estados Unidos quienes darán amparo verdadero a los haitianos. Ya se mueven las ayudas millonarias y en el sur de la Florida los congresistas cubano-americanos gestionan regalías migratorias.

Pero el antiamericanismo irracional, el mismo al que Jean Francois Revel aludiría, no cesará, como no cesan el odio ni la envidia, aposentados en el mundo desde que el hombre es hombre. Eso es un hecho, hecho que da de comer a muchos y que a otros otorga poder… nos cuenta Rafael Piñeiro.

Pero lo prioritario ahora son las distintas maneras de ayudar a Haití. Luz en la oscuridad de la catástrofe. Apostar por la vida.

Comentarios

3 comentarios en el artículo “Haití”

  1. RP en 22-enero-2010 8:36 pm

    El texto que citas fue escrito por mi, rafael Pineiro, para el blog de Emilio Ichikawa. Espero que eso aclare el punto. Y espero que se me de el credito.

    Gracias.

    Cualquier duda, consulte el texto citado y vera mi firma, o vaya a mi blog y alli podra encontrar el articulo.

    Saludos

  2. David Ballota en 23-enero-2010 12:39 am

    Consultado y rectificado. Un cordial saludo.

  3. RP en 23-enero-2010 3:17 am

    Gracias, David.

¿Quieres dejar un comentario?