Te Quiero

26-mayo-2008 · Imprimir este artículo

Por

Te voy a querer a mi manera,

no como mandan los cánones

ni las pautas establecidas.

Sin comillas, sin esperas,

no seré diestro, ni refinado.

Mi amor, no será un amor en vilo,

será algo así como una partitura

para orquesta y piano,

que incluirá tanto acordes disonantes,

como tónicos y asonantes.

Será la precipitación continua del deseo,

el celo de los amantes sin sueño.

Así, en el poema, tendrán cabida

los cayucos que reman

en fila india por los márgenes del olvido,

los maitines que acunan las primeras luces,

que ayudan a clarear,

la guindilla escondida entre tus dientes

y el zaguán donde se entrega el último beso.

En cambio desecharé la maldición

de las persianas que siempre permanecen levantadas,

las calas, donde no se pierden los anzuelos,

la cizaña que crece entre dos cuerpos

que no se reconocen,

el alambique por el que transcurre su veneno.

Por eso, quiero esperarte para bañarme

en la bahía de saliva

que colma tu boca

y que la mantiene exactamente

a la temperatura en que arde el mercurio.

Y salir después,

como un trapecista por tus labios

que no son, sino un arrecife de besos

llenos de mordiscos de coral.

Echarte de menos será una parábola

un espejo para verte venir,

un soneto hecho en tu piel, terciopelo,

un cuento donde tiene cabida el cuchillo de cortar el pan,

la cremallera que late entre tus manos

el enganche del sujetador que, impaciente

se suelta solo,

los botones del vestido que estallan en flor.

Por eso, mi amor, te quiero

Y te ofrezco como cambalache

mi follaje, mi fogueo,

la chispas del roce de mis piedras

y como cerbatana, mi sexo.

OM

10-abril-2008 · Imprimir este artículo

Por

Conquista
el color de la sangre
Muere el azafrán
La eternidad
Las estatuas de los dictadores…
Pero también
Se destruyen los budas
Se censura el sexo de los ángeles
Se censura
Y la sílaba mágica
Om
Se convierte
La convierten
En un discurso ensordecedor
Retahíla sin sentido
de palabras huecas como la escayola
Libertad (¿Cuándo?)
Paz (¿Dónde?)
Progreso (¿De quiénes?)
El disco colonizador
se raya en la gramola
Coronas
De colmillos, coronas
Monjes lobo
Y otros
que no comparten
con los comunistas
su entusiasmo
por el Capitalismo
(Hannah Arendt)
Canibalismo cultural
Después de todo
canibalismo
Un campesino muerto
como fenómeno estético
Y los telediarios
Palabras huecas como la escayola
Genocidio
made in China
Torturas a pilas
Después de todo tortura
Sangre
pintada a mano
Después de todo sangre
Quizá el espíritu
deba morir
asfixiado
en los brazos foscos