Filopsique (terapia de choque)

Me han dicho que soy totalmente libre (de escribir) arrabalescos del burgo, estos chicos parecen verdaderos surrealistas y todos los filoblogueros son argentinos, ¡listos!

yo*

Como un filósofo superior “pediría la indulgencia de ustedes y quizá también su maldad” sobre esta atípica crónica de blogs (nombre de la seccioncita) y el título que la encabeza. También sobre el fracaso inmoral de un sentimiento de culpa que la acompaña al escribir alegremente desde una revista que deriva en “cosa y casa de locos” pero en la que se anuncian Orange, Vodafone y Caja Madrid (lo de DYC, lo entiendo mejor, mucho mejor). Bueno que me voy. La mini crónica de blogs:

El artefacto blog como antroposmoderno de la Filosofía y Freud, ese psico, que “volvió más toscos los pensamientos de Nietzsche”. Con dos cojones.

El artefacto blog y la tentación de “tragarse el personaje” (Psique y Eros):

El bloguero, como publicador de verdades, o, al menos en su pretensión, se instala en el lugar del Maestro. Alguien que se instala en el lugar del Maestro y “se tragó el personaje” se convierte automáticamente en iconólatra –feliz expresión de Ludovicus- de sí mismo. El Maestro iconólatra, o, lo que es lo mismo, que “se tragó el personaje”, es el peor instrumento de tortura, avasallamiento y subyugación que pueda concebirse para el discípulo: ¡Ay de vosotros, escribas y fariseos hipócritas, que recorréis mar y tierra para hacer un prosélito, y, cuando llega a serlo, le hacéis hijo de condenación el doble que vosotros!

Don Marcos Santos Gómez, bloguero y profesor, nos advierte sobre Foucault, protaedito, “interpretando” a Habermas.

Todo esto que estamos describiendo, siguiendo a Habermas, es lo propio del pensamiento antropocéntrico iniciado por Kant que con sus utopías de liberación acaba viéndose atrapado en la esclavización. Es precisamente este pathos lo expuesto por Foucault en su análisis de la ciencias humanas. Las ciencias humanas se relacionan con prácticas de dominio. Incluso, según él, también las ciencias de la naturaleza, aunque es verdad que éstas han escapado del contexto de dominio de los interrogatorios judiciales de que surgieron. Pero se centra en la ciencias humanas porque en ellas sí es connatural un movimiento de autocosificación y desdoblamiento del sujeto que reposa en una voluntad de poder, siendo éste un movimiento específicamente moderno. Lo que este planteamiento evoca es, naturalmente, en lo que a la voluntad de poder se refiere, al último Nietzsche. En efecto, en algún lugar leí que alguien (¿Muguerza?) caracterizaba a Foucault como de un extraño marxismo nietzscheano.

El protaedito, ya perdonarán por el palabro, pero insisto que esta parece revista libre de mentes y la choqueterapia me hace delirar y soñar con un segundo, definitivo y bendito navajazo.

La blogosfera filosófica necesita un psicoanálisis. Cancerolazo.

*Una vez que dejé el marxismo no quería ningún “ismo” más en mi vida, no quería ser “ista”… (quería ser yo) Agnes Heller, página 12.

La foto viene de aquí (también).

La psicología y la filosofía se lían (y la lían)

22-septiembre-2010 · Imprimir este artículo

Por

Primero fue Marx. Luego Nietzsche. A continuación Freud. La “escuela de la sospecha”, como la llamó Paul Ricoeur, nos puso en permanente estado de alerta ante cualquier manifestación social, cultural o mental. Con ellos se acabó para siempre la edad de la inocencia. Y comenzó la edad del cinismo y la paranoia. Además del imperio de las comillas (“”). Olvídese de la realidad o de la verdad. Olvídese de usted mismo, estimado lector, que se cree un sujeto con nombre y apellidos. A partir de este momento los espíritus autodenominados “sofisticados” (yo también sé poner comillas) colocarán cualquier objeto o proceso bajo la etiqueta de lo “obvio” o lo “evidente” o lo “trivial”. Junto a la “realidad”, la “verdad” o el “sujeto”. Otra palabra favorita para ser encarcelada entre las comillas será “normal”.

Para la psicología contemporánea ya nadie es “normal”. Por un lado, las empresas farmacéuticas han “comprado” (pongo las comillas por si acaso…) a generaciones de médicos psiquiatras -que son regalados tanto con viajes a Congresos en los lugares más exóticos y lujosos como con ordenadores portátiles- a cambio de una medicalización de la vida mental, para lo que los psiquiatras han aumentado el tipo de síndromes y la reducción de los requisitos para padecerlos. Tendencia que se intensificará en 2013 con la publicación de la “Biblia” (interprete las comillas como mejor le parezca) de los psiquiatras, el nuevo DSM, versión 5.

Pero a esta medicalización de la vida mental no sólo contribuye la torticera relación entre médicos psiquiatras e industria farmacéutica. Otra vertiente tiene que ver con la especialización reduccionista de la profesión médica. Lo malo no es la especialización, claro, sino el reduccionismo: la idea simplificadora y simplona de que el método científico de corte fisicista es el único legítimo, eficaz y eficiente a la hora de tratar con la vida mental humana.

El desprecio hacia la visión humanista a fuer de artística del ser humano viene dado por un doble frente: el cientificismo mencionado que cosifica al ser humano como un mero objeto físico y, por otro lado, el nihilismo de la filosofía continental, sobre todo de raíz francesa, que se embarco en una cruzada antihumanista uno de cuyos principales cruzados fue Michel Foucault que en una entrevista con Alain Badiou muestra los rasgos negativos que derivarían en pocos años al descrédito en los ámbitos filosóficos de lo que había sido hasta hace poco la importante e influyente división francesa del pensamiento. Con esa mezcla de jerga oscurantista, abstracción vacía, desprecio hacia los datos y los hechos (en treinta minutos de entrevista no se escucha jamás un “por ejemplo…”), Foucault realiza el asesinato del “sujeto”, una entidad que considera -con inconsciencia, irresponsabilidad, y superficialidad- la versión ilustrada del Dios medieval. Y, sobre todo, esa hipocresía interesada. Porque el “sujeto” Foucault firma como si fuese un auténtico y real Michel Foucault (sin comillas). O el Anti-Sujeto que cobra como si fuese un Sujeto una conferencia…

El inconsciente freudiano era como un nuevo juguete que reclama toda la atención del niño grande, caprichoso, desvaído filósofo o psicólogo. Un parvenu como un nuevo rico del subconsciente. Foucault y Baidou se lanzan con aparatosidad y “ostentoreidad” a presumir de pulsiones y pasiones, del lado oscuro del consciente, del reverso tenebroso de la psique. De esta manera la mente te revela como fundalmente inconsciente, como un objeto lingüístico cerrado, autosuficiente y absoluto, en el que el subconsciente impone el advenimiento de un orden que rompe con el estado de cosas, la afirmación de un ámbito que obedece sus propias leyes y su propia lógica… De esta manera llegaron a la conclusión de que sólo hay una verdad: que la verdad no existe o que es inaccesible para siempre jamás.

Por el contrario, un programa ilustrado y humanista, es decir revolucionario, pasa por varios frentes: romper con el reduccionismo cientificista, alegar la comprensión psicológica de los mitos marxistas y psicoanalíticos -ese magma ideológico que los hizo retrotraerse al nivel de brujas y curanderos-, protegerse de los cantos de las sirenas industriales, y por el lado positivo, recuperar la dimensión cultural y simbólica, artística, de la comprensión de los fenómenos mentales: en definitiva, que no haya ningún psiquiatra o psicólogo que no conozca en profundidad la obra de Dickens, Tolstoi, Shakespeare o Galdós, Borges o Faulkner.

Luchar por una institucionalización holística de la enfermedad mental que conciba la recuperación como un proceso general del cuerpo y la mente en relación a las condiciones sociales. Por ejemplo -¡por ejemplo!- que las unidades psiquiátricas cuenten con jardines por los que pasear y charlar, bibliotecas en las que leer y cultivarse, gimnasios en los que ejercitarse. Mens sana in corpore sano para implementar las dos máximas sobre las que se basa la concepción mental occidental: el Conócete a ti mismo socrático-que subraya la dimensión cognoscitiva- y el pindárico Llega a ser el que eres -que apunta a la construcción de la identidad personal-.

Otra psicología y otra filosofía son posibles.

Internet y los sindicatos

20-septiembre-2010 · Imprimir este artículo

Por

Mucho han cambiado las cosas en el mundo de la información desde que Barack Obama se presentase a las elecciones con un programa de objetivos e instrumentos muy distintos a los de administraciones anteriores, el uso magistral de las herramientas de la Web 2.0 contribuyeron a la financiación y organización de su campaña. A través de las redes sociales logró conectar con sus simpatizantes.

Desde entonces y hasta ahora son muchos los  que han tomado conciencia del potencial de la red, y la posibilidad que esta les brinda para ser utilizada como bisagra en la relación con los ciudadanos. La transversalidad de la misma permite, si es bien entendida, afrontar mejor, interactuando con ellos, los problemas planteados por los ciudadanos.

Conscientes de lo anteriormente expuesto CC.OO  ha organizando un certamen de vídeos a través de Internet para trasladar al ciudadano cuales son según la central sindical las razones para asistir a la huelga general del próximo 29 de septiembre.

El certamen va dirigido prioritariamente a los jóvenes y cada participante puede enviar hasta un máximo de tres vídeos que deberán ser inéditos. El secretario de comunicación y portavoz del sindicato, Fernando Lezcano, asegura que el concurso pretende abrir un canal de participación y creatividad en torno a la huelga general. Por todo ello la Secretaría de Juventud de CC.OO Aragón ha tomado la iniciativa de realizar un vídeo en el que se dejan claras las verdaderas razones para asistir a la convocatoria.

Al margen de las opiniones generadas a favor y en contra de la convocatoria, lo cierto es que la red es un medio estupendo para transmitir ideas. En ella no existen jerarquías y el tremendo poder de los monopolios informativos y grupos privados “subvencionados” con publicidad institucional y concesiones ad hoc, cede frente al poder civil que conquista cada día la red.

Cualquiera puede asomarse al mundo creando su blog, usando un canal You Tube o interactuando en las redes sociales, así que en los difíciles tiempos que corren y ante los ataques sistemáticos a las centrales sindicales, estas hacen muy bien en usar esta herramienta. Eso sí, con estilo, ya que para defender las ideas propias no hace falta descalificar a ningún colectivo.

Los que generan empleo deben ser respetados, pero sin ninguna duda los trabajadores también. Pretender que la clase trabajadora sea a través de las medidas adoptadas por el Gobierno la única que pierda derechos, es una falta de respeto y un insulto a su inteligencia. Además estas medidas no deberían favorecer siempre a los mismos.

Las pymes y los autónomos son los que verdaderamente generan empleo en este país y ellos también están siendo maltratados, ninguna de las medidas adoptadas por el gobierno favorece verdaderamente su liquidez. Los gobiernos favorecen a los más fuertes y sucumben a la presión ejercida por los lobbys.

Labordeta

19-septiembre-2010 · Imprimir este artículo

Por

Hermano aquí mi mano. A José Antonio Labordeta se lo encontraba uno de lo más natural por las calles de Zaragoza. “José Antonio, mira lo del IAE”, y te decía que eso estaba mal y también la subida del impuesto de la gasolina. Inteligente, Aragonesista, Español, Pragmático cincelado en… caminos. Nada.

Cuando el cierzo desciende y se alza la niebla,
toda la ciudad -mi Zaragoza amada- se cubre de palabras
que surgen del silencio hacia la nada.

Un hombre bueno. Ajeno a la involución nacionalista, se apuntó a lo de Chunta por “hacer algo” y por ser, en ese momento, los únicos decentes. Tenía razón. Era como esos viejos árboles. Se quedó en la ribera de la moda bonsai viendo pasar el agua sucia que emana del poder. Amigo de sus amigos, nobleza aragonesa obliga a defender a Jiménez Losantos. Alumno aventajado. Era como el de la mochila televisiva, con sus vaqueros de siempre y un don para la gente. Conocía el gran secreto “Zaragoza está llena de extraterrestes”. Sentido del humor y del horizonte.

EL PERFIL SE desangra..
Se rompe el horizonte.
Como un pájaro quieto
la sabina interrumpe la distancia.
El viento, atenazante,
lo desconcierta todo
y una ontina sedienta
rompe la longitud
de un cielo invertebrado.

Mandó a la mierda a quien tenía que mandar y en sede parlamentaria. Culto poeta e hijo de una saga de educadores laicos recelosos del Estado y la confesionalidad.

Estuvimos con él en la presentación del último libro de Pepe Ribas, otro amigo. Yo lo vi a los cinco años, cantando a la libertad, mi mano izquierda asida por mi padre y la derecha por un chico altísimo que se puso en cuclillas para poder entrelazar la mia. Yo no entendía nada, más que la fraternidad.

Político de calle, aragonés de acentos, coherente en la amistad. El abuelo se ha ido con su mochila al hombro cantando libertad.

…será posible
que esa hermosa mañana
ni tú, ni yo, ni el otro
la lleguemos a ver
pero habrá que forzarla
para que pueda ser
Que sea como un viento
que arranque los matojos
surgiendo la verdad
y limpie los caminos
de siglos de destrozos
contra la libertad

Habrá un día en que todos
al levantar la vista
veremos una tierra
que ponga
libertad

Los Verdes EcoNacionalistas

1-septiembre-2010 · Imprimir este artículo

Por

En estos días, en el Congreso de los Diputados ha salido un tipo diciendo que en su comunidad autónoma con esta Constitución no se puede caminar de pie, que hay que caminar agachado, de rodillas. ¡Y nadie dice nada!

Alfonso Guerra

Mi primo Nipho, desterrado en el Averno, me hace ver que su pálpito jacobino lo ha compartido nuestro querido Alfonso Guerra. Estaba Joan Herrera en la tribuna cuando explicó a sus señorías los problemas de movilidad en Cataluña “el techo de la Constitución se ha bajado tanto” a raíz de la sentencia del Constitucional que “los catalanes no pueden caminar de pie en ella”. Este “tipo” es el co-líder de la última aventura verde (Véase lo de Uralde o ayer lo de Mendiluce) en la España que tanto les duele de no quererla.

Una Operación Roca de ecologistas de izquierdas que hacen suya la bandera nacional, véase Chunta – y uno casi espera que no se vea el pico de Aralar (gentes que hace poco no hacían bandera de la vida humana, sí de la patria, que (no) era, para ellos el hombre, pero sí un monte… un nacionalismo telúrico de montañas mágicas como la peor mochila ideológica que los verdes puedan arrastrar).

Daniel Cohn Bendit, que alguna vez se ha definido como liberal-libertario, es un tipo admirable, que quizá merezca mejores aliados que los sentimentales del fuero, no se ve pero se siente. El antiguo régimen de las Españas o de la España, que igual me da. Los Verdes, opción interesante, necesita gente que vaya de pie. Incluso para defender la Gaia genetrix los prefiere uno ecolibertarios. De rodillas ni por España. Arriba siempre (salvo para hacer la vaca) o el toro, de Osborne, claro. Arriba, coño.

pd: Joan Herrera, cuando se levanta, es el mejor.